Podría decirse que la vista es el más importante de los cinco sentidos. Por ello, no tan sólo es conveniente tener una adecuada higiene y cuidado de ella sino también estar pendientes de cualquier cambio de visión, ya que puede ser perjudicial para la vida cotidiana, y también podría indicar cuestiones más problemáticas relacionadas con la situación general de la salud, como diabetes y presión arterial alta, cuyos síntomas no son siempre obvios. Por todo ello vaya por delante la primera recomendación de realizar exámenes periódicos como medida preventiva para mantener la salud ocular y la visión.

visión
123rf Limited©serezniy

Los cambios de alerta pueden incluir visión borrosa o nublada repentina, visión reducida, tics oculares, puntos negros en la vista, sensación constante de algo en el ojo, dolor o picazón, ojos inyectados en sangre y luces intermitentes.

Las principales afecciones pueden ser cataratas (opacidad del cristalino), retinopatía diabética (que afecta a los vasos sanguíneos de la retina de las personas con diabetes), sequedad ocular (cantidad insuficiente de líquido lagrimal), glaucoma (degeneración progresiva del nervio óptico), o degeneración macular muy común en las personas mayores de 60 años (conocida como DMAE o DME) y que destruye lentamente la visión central y aguda.

Consejos nutricionales y de estilo de vida

Aunque el riesgo de padecer estas afecciones depende hasta cierto punto de los genes, la dieta puede desempeñar un buen papel. Una dieta nutritiva y saludable puede ayudar a mantener la función ocular, protegiéndola contra la luz dañina y reduciendo el desarrollo de enfermedades degenerativas relacionadas con la edad.

En primer lugar, son recomendables vegetales de hojas verdes, huevos, nueces, legumbres o frutas cítricas, es decir, alimentos ricos en ácidos grasos esenciales omega-3, luteína, zinc y vitaminas C y E. Como es de esperar, reducir o dejar de fumar y beber alcohol puede ayudar a prevenir cataratas, daños al nervio óptico y degeneración macular, entre muchos otros problemas de la salud.

No menos importante es recordar usar unas buenas gafas de sol cuando se exponga a la luz solar (rayos UVA y UVB); evitar mirar fijamente a pantallas durante períodos de más de 20 minutos sin descansar o usar filtros o gafas protectoras, y mantener los ojos adecuadamente hidratados. Por último, es fundamental hacer un examen ocular periódicamente como medida preventiva y eventualmente correctiva.

Se recomienda realizar exámenes periódicos como medida preventiva para mantener la salud ocular y la visión

Los complementos alimenticios naturales, un buen apoyo

Los complementos alimenticios de fuentes seleccionadas y en formulaciones diseñadas por especialistas, nos permiten aportar, de forma garantizada a nuestra dieta, nutrientes beneficiosos en la cantidad adecuada. Los principales complementos alimenticios naturales que nos pueden ayudar a tener una buena salud ocular son:

Luteína y Zeaxantina

Los investigadores consideran que estos carotenoides pueden promover la salud ocular a través de su capacidad para proteger la mácula del daño oxidativo inducido por la luz y el envejecimiento, a través de sus acciones antioxidantes y su capacidad para filtrar la luz UV. La luteína parece estar asociada con la protección contra la degeneración macular relacionada con la edad (la principal causa de ceguera en adultos mayores).

visión
123rf Limited©bdspn. Jugo de arándanos frescos

Mirtilo (Vaccinium myrtillus) y Eufrasia (Eufrasia officinalis)

Las propiedades de mejora visual del extracto de arándano fueron estudiadas por primera vez por investigadores franceses en los Pilotos de la Real Fuerza Aérea durante la Segunda Guerra Mundial. La administración de extracto de arándano resultó en una mejor agudeza visual nocturna, un ajuste más rápido a la oscuridad y una restauración más rápida de la agudeza visual después de la exposición al resplandor del sol. El extracto de mirtilo (o arándano silvestre) es rico en el flavonoide conocido como antocianosido, que ejerce efectos beneficiosos en la mejora del flujo sanguíneo y el suministro de oxígeno al ojo. Su efecto antioxidante también lo protege del daño de los radicales libres, involucrados en el desarrollo de cataratas y degeneración macular. Sus efectos protectores del colágeno ayudan a la prevención y el tratamiento de diversas afecciones oculares.

La eufrasia tiene efectos protectores en caso de orzuelos, síntomas de fatiga ocular, sensibilidad a la luz, ojos llorosos/lagrimeo, picazón y trastornos oculares funcionales de origen muscular y nervioso. En la medicina popular, la eufrasia se usa para la inflamación del párpado y la conjuntivitis.

Beta Caroteno (de Alga D. salina)

Los carotenos representan el grupo más extendido de pigmentos naturales en la naturaleza. Hay más de 600 carotenoides con solo de 30 a 50 con actividad de vitamina A. Los carotenos son un grupo de compuestos solubles en grasa de color intenso (rojo y amarillo). El betacaroteno parece tener la mayor actividad pro-vitamina A. El que se extrae del alga Dunaliella salina contiene una fuente natural de carotenoides sinérgicos derivados de una de las fuentes más ricas de la naturaleza. La vitamina A se encuentra en cuatro tipos de foto-pigmentos dentro de la retina, y juega un papel crucial en la función de bastones y conos necesarios para la transmisión del impulso visual. La mala adaptación a los cambios en la luz y la mala visión nocturna son algunos de los hallazgos iniciales en condiciones de baja vitamina A.

Aunque el riesgo de padecer estas afecciones depende hasta cierto punto de los genes, la dieta puede desempeñar un buen papel

Vitamina C

Promueve la función de la luteína / zeaxantina y protege al ojo del estrés oxidativo y foto oxidativo. Su efecto antioxidante está asociado con la salud de la retina y el cristalino, que pueden dañarse con el paso de los años por el efecto de los radicales libres causados, por ejemplo, por la luz solar, el humo y la contaminación. Cuando la vitamina C (ácido ascórbico) se combina con bioflavonoides y ácidos grasos producen una combinación ligeramente alcalina que es bien tolerada, y aumentan su asimilación y absorción celular.

Corteza de Pino

Es rica en bioflavonoides con una alta concentración de proantocianidinas oligoméricas. El extracto de corteza de pino ha mostrado en muchos estudios clínicos, efectos positivos para fortalecer los pequeños capilares en el ojo. Los investigadores realizaron los estudios porque anteriormente se había demostrado que la corteza de pino fortalece el sistema circulatorio. Además de poseer una excelente actividad antioxidante, se ha demostrado que la corteza de pino aumenta el flujo de sangre a la retina y mejora los procesos visuales.

Recuerda

Todos estos nutrientes se pueden conseguir como complementos alimenticios de forma individual o como complejo nutricional; si están formulados de forma equilibrada, de buenas fuentes veganas 100% naturales, en formas altamente biodisponibles y sin excipientes indeseados, podrán trabajar en sinergia y sintonía ayudando a conseguir las cantidades mínimas que requiere la bioquímica de nuestro organismo. Aquellas personas que sigan protocolos con medicamentos deben consultar con el especialista antes de tomar cualquier complemento alimenticio. ¡Cuida tus ojos y verás!

Autor: Pedro Porta. Director y Empresario, Sector Complementos Alimenticios

Suscríbete a la Newsletter y recibe El Botiquín Natural gratis cada mes en tu correo

El Botiquín Natural, Prensa Independiente y Gratuita
Leer
El Botiquín Natural Febrero 2024